martes, 19 de julio de 2016

Qué es la salmonella y cómo evitarla

Las bacterias siempre están presentes en los organismos y los seres humanos están expuestos a ellas. Una de las enfermedades de transmisión alimentaria más comunes y ampliamente extendidas es la salmonelosis, causada por la bacteria Salmonella. En esta oportunidad te informaremos sobre esta enfermedad, qué es y cómo evitarla.

salmonella_que_es-notilogiaTambién te puede interesar: Qué es la varicela zóster: síntomas y tratamiento

¿Qué es la Salmonella?



La salmonelosis, causada por la bacteria Salmonella, es una de las enfermedades de transmisión alimentaria más comunes y ampliamente extendidas. Se estima que afecta anualmente a decenas de millones de personas de todo el mundo y provoca más de cien mil defunciones.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), los síntomas de la enfermedad comienzan a manifestarse entre 6 y 72 horas (generalmente 12 a 36 horas) después de la ingesta de Salmonella, y la enfermedad dura entre 2 y 7 días y se caracteriza por presentar fiebre alta, dolor abdominal, diarrea, náusea y, a veces, vómitos.

La OMS asegura que en la mayoría de los casos, los síntomas de salmonelosis son relativamente leves y los pacientes se recuperan sin tratamiento específico. Sin embargo, en algunos casos, particularmente en niños pequeños y en ancianos, la deshidratación causada por la enfermedad puede ser grave y poner en peligro la vida.

La bacteria se aloja en animales domésticos y salvajes. Es prevalente en animales comestibles tales como aves, porcinos y vacunos. Está presente en mascotas, incluidos gatos, perros, pájaros y reptiles, entre ellos las tortugas. La Salmonella puede atravesar toda la cadena alimentaria, desde los piensos para animales y la producción primaria hasta los hogares o los establecimientos e instituciones de servicios de comidas.

Transmisión



La OMS asegura que las personas contraen la salmonelosis a través del consumo de alimentos contaminados de origen animal (principalmente huevos, carne, aves y leche), aunque también otros alimentos se han vinculado a la transmisión, incluidas hortalizas contaminadas por estiércol, igualmente puede transmitirse entre las personas por vía fecal-oral.

El contagio también se puede producir en casos donde las personas entran en contacto con animales infectados, incluidas las mascotas. Generalmente, esos animales no presentan signos de la enfermedad, por lo que es preciso supervisar atentamente el contacto entre lactantes/niños pequeños y mascotas (gatos, perros, tortugas, entre otras)

Evita el contagio

  • La prevención exige medidas de control en todas las etapas de la cadena alimentaria, desde la producción agrícola hasta la elaboración, fabricación y preparación de alimentos, tanto en establecimientos comerciales como en los hogares.

  • Asegúrese de que los alimentos estén debidamente cocidos y aún calientes al servirlos.

  • No consuma leche cruda y los productos elaborados con leche cruda. Beba sólo leche pasteurizada o hervida.

  • Evite consumir hielo a menos que esté hecho con agua potable.

  • Si el agua potable es de seguridad dudosa, hiérvala o, si no fuera posible, purifíquela con un desinfectante fiable de liberación lenta (habitualmente disponible en farmacias).

  • Lávese a fondo y frecuentemente las manos con jabón, en particular después de haber tenido contacto con mascotas o animales de granja o haber ido al baño.

  • Lave cuidadosamente las frutas y hortalizas, especialmente si las consume crudas. De ser posible, las hortalizas y las frutas se deberían pelar.
También te puede interesar: Madre de Chávez responsabilizó a ministros por muerte de su hijo Anibal

No hay comentarios.:

Publicar un comentario